Parapsicología

El fenómeno paranormal y las energías

Primero quisiera hacer una introducción recordándoles que es la ciencia… es el instrumento más eficaz para llegar al conocimiento y la investigación del universo. Sin embargo, como todo método, este tiene sus propias delimitaciones y sus propias fronteras. En todo momento la ciencia propone unos modelos y teorías de cómo está organizado el universo, pero la parapsicología complementa alguna de esas reglas que demuestran la conformidad con esos modelos, pero también al mismo tiempo es capaz de discutirlos. Pero no olvidemos que la ciencia es un método dinámico en desarrollo, no es estático, por tanto necesariamente deberá estar siempre en constante evolución y renovación. Cuestionar un pensamiento es evolucionar. Las ideas deben cambiar cuando nos enfrentamos a hechos que ponen en tela de juicio los modelos establecidos, y eso es precisamente lo que se arriesga a hacer la Parapsicología. Realmente lo hace y va más allá. La Parapsicología se enfrenta a lo establecido y lo trasciende, buscando nuevas respuestas, es la más fascinante de las ciencias, y es una disciplina exclusivamente experimental. Esta disciplina investiga los supuestos fenómenos producidos en el entorno de la mente humana que van más allá de las propuestas racionales establecidas. La Parapsicología huye del dogmatismo, y propone la experimentación, para que cada persona encuentre sus propios resortes vivenciales, para que pueda crear sus propios elementos de juicio. No hay que tener miedo de enfrentarse a las preguntas, solo hay que aceptarlas: ¿Puedo ver más allá de mis cinco sentidos? ¿Existen realmente las facultades extrasensoriales?.... yo puedo asegurar que sí.

Oficialmente la parapsicología no se remonta muy atrás en el tiempo, aunque como ciencia humana nació con el hombre. Los relatos históricos dan cuenta de fenómenos paranormales desde la más remota antigüedad. El Medioevo está lleno de relatos de posesiones, de apariciones, de infestaciones, de levitaciones, muy frecuentemente, casi tanto como los relatos y las informaciones de fenómenos paranormales en las vidas de los santos y profetas, cubriendo hasta aquí el periodo denominado por algunos como místico y propio de la parapsicología.

A partir de 1700 comienza el periodo experimental, en el sentido más amplio de la parapsicología, mediante el cual se pasa de la fase meramente descriptiva de los fenómenos, a la fase activamente experimental, cada vez más cercana a una postura científica.

A partir de 1779 se inicia un movimiento que constituye el primer evento de notable importancia, el llamado magnetismo animal, también llamado Mesmerismo por el nombre de su iniciador, el médico alemán Francisco Antonio Mesmer (1773-1815).

En 1840, un filósofo norteamericano, Joseph Khodes, profesor en cuatro facultades de medicina, llegó a descubrir una facultad parapsicológica muy singular que bautizo con el nombre de psicometría, es decir la posibilidad de medir el alma. Desde entonces hasta nuestros días ha habido multitud de experiencias demostradas y comprobadas, cuya lista sería muy extensa y daría para varios días entre explicar y experimentar. Para eso están los cursos que se imparten en cualquier escuela cualificada. Solo añadir un par de datos más, el 30 de diciembre de 1969, por primera vez en la historia de la parapsicología y de la ciencia, una sociedad parapsicológica, la Parapsychological Associatión de Norteamérica, que agrupa en su seno a 95 miembros efectivos de todo el mundo, mancomunados bajo la cualificación de parapsicólogos profesionales, ha sido admitida con pleno derecho a formar parte de la A.A.A.S (American Associatión for the Advancement of the Sciencie (Asociación Americana para el progreso de las Ciencias, que reúne a más de trescientas sociedades científicas de distintas ramas, recibiendo así la consagración de cientificidad.

Josep Salvans

 


Josep Salvans Parra
Alberto José Sánchez Gracia
© 2008 - 2014, Centro de Energía Cuántica y Ciencias Evolutivas®