Los Minerales

Conocimiento y uso de los minerales

  Desde el principio de los tiempos el ser humano ha utilizado los minerales en muchos ámbitos de su vida, desde útiles cotidianos a objetos mágicos, religiosos o como forma de diferenciar el poder social, político o religioso, denominándose en ocasiones piedras o cristales sagrados.

Como muestra los dólmenes, menhires, aras (altares), dagas de sacrificio, anillos pectorales, cetros. Varas, etc.

Para los más escépticos en la capacidad energética y vibracional de los minerales, admitamos que actualmente estamos haciendo uso de una energía potentísima de origen mineral la radioactividad, esta energía ha existido desde el principio de la creación, solo que la desconocíamos, hasta que en año 1896 fue descubierta por el físico francés Antonie Henri Becquerel, al cual se le concedió en 1903 junto a los esposos Curie, el premio Nobel de física.

Recordad que el que desconozcamos algo no quiere decir que no exista, solo que aún no se ha descubierto o que no existen medios para percibirlo.

Si tuviéramos que formar un cuerpo humano, físicamente hablando, solo necesitaríamos tres tacitas llenas-de las de café- de algunos minerales y una cierta cantidad de agua- aproximadamente la que cabe en una bañera-. El problema vendría a la hora de organizar todos esos elementos para que reaccionaran químicamente bien, y si se consiguiera, quedaría por resolver el problema final insuflar en algún hueco de esa figura para que empezara a moverse. Todo esto ocurrió hace ahora unos 15 millones de años, dando origen a un ser dotado de conciencia. Hasta el momento no se ha encontrado la forma, ni la firma del “artista” que diseño tan magna obra.

Con la misma incógnita- salvando las distancias con unos cuantos miles de millones de años atrás- tampoco se ha podido saber cómo dichos elementos se unieron para formar los cristales. Lo que sí se sabe y se ve es la estructura tan perfecta que forman. Los cristales son la primera manifestación de un principio de ordenación y de precisión exacta que está presente en el universo. La cristalización forma parte de un proceso altamente depurado por el cual un simple trozo de roca sufre una transformación tal, que llega a convertirse en un fabuloso cristal de maravillosos colores y formas geométricas con la sorprendente capacidad de reflejar la luz.

Los cristales son la máxima expresión del reino mineral. Se encuentran en un estado evolutivo perfecto dentro de su reino, su LUMINOSIDAD es prueba de su evolución. EN UN CRISTAL TODAS LAS MOLÉCULAS VIBRAN A UNA MISMA FRECUENCIA Y ESTAS SE ENCUENTRAN VIBRANDO EN PERFECTA ARMONÍA CON EL PULSO DEL UNIVERSO. Y es a través de su perfección molecular, que nos inspiran a desarrollar en nosotros, esa propiedad que ellos mismos poseen: reflejar la luz sin transformarla .

El mundo de los minerales es fascinante y puede llegar a formar parte de tu vida casi sin darte cuenta. A medida que los vas conociendo y trabajando, descubres lo maravillosa que puede ser la Creación, aprendiendo a través de esta relación, que todos formamos parte del Universo Multifacético al que pertenecemos.

 

EN LOS CRISTALES LATEN FUERZAS COMO LAS QUE CREARON LA VIDA. LOS CRISTALES SON LA EXPRESIÓN DE LA PERFECCIÓN A LO QUE TIENDE TODO LO EXISTENTE.

Josep Salvans

 


Josep Salvans Parra
Alberto José Sánchez Gracia
© 2008-2014, Centro de Energía Cuántica y Ciencias Evolutivas